Hernan Mendez Alonso

Bogota

Actores

Personaje

 


Hernán Méndez Alonso

actor

   
 

Vea otras imágenes de Hernán Méndez en ColArte

   
 
Bogotá
 
 

Actor - filmografía
(2000s) (1990s)

  1. "Correo de inocentes" (2011)
  2. "Los colores de la montaña" (2011)
  3. "Operación Jaque" (Televisión Española, 2010)
  4. "El Capo" (2009)
  5. "Mesa para tres" (2004)
  6. "Pecados capitales" (2003)
  7. "La milagrosa"
  8. "Facultad sombría" (2008) (cortometraje)
  9. "Buscando a Miguel" (2007, pelicula) ... el "ñero" Pedro
  10. "La cerca" (2005) cortometraje .... presentado en el Festival de Cannes
  11. Satanás
  12. "Dora, la celadora" (2004) TV Series .... Obdulio
  13. Primera noche, La (2003) .... El Indio
    ... aka The First Night (International: English title)
  14. Posición viciada (1997)
  15. Caballos de fuego (1994)
  16. El arquitecto (teatro)
  17. El arquitecto y el emperador de Asiria (España)
  18. Fuego dormido
  19. Fuego verde, (1996)
  20. La mujer doble, (1991)
  21. N.N. (1991)
  22. El último beso, (1993)
  23. Vida de mi vida, (1991)
  24. Pasiones secretas, (1991)
  25. Mesa para tres,
  26. Por qué diablos, (1999)
  27. Tiempos difíciles (1997)
  28. Una afortunada,
  29. El alma del maíz
  30. La mujer del piso alto
  31. La cerca (cortometraje) 

 

 
 
Información parcial cortesía The Internet Movie Database. Con permiso

 
 


El colombiano que se proyectará en Cannes

por Luz Martínez

Nacer de malo le resulta fascinante. Y no cualquier malo. Mató a su madre en la obra de teatro El arquitecto y El emperador de Asiria, del español Fernando Arrabal; lanzó por el cráter del volcán Galeras a su propia hija en el corto Fuego dormido, de Felipe Solarte, y más recientemente acabó con su padre a punta de machete en el único cortometraje colombiano de selección oficial para el Festival de Cannes, que comienza el 11 de mayo: La cerca, de Rubén Mendoza. 

Hernán Méndez caracteriza a Francisco Maldonado en esta breve película de 25 minutos, en la que hace de un campesino boyacense que sufre pesadillas y que para saber si vive en la realidad, tiene que pellizcarse las manos. Este personaje, dice Hernán, le llegó como una culminación: "Creo que en La cerca estoy cumpliendo un ciclo de lo que puede llegar a ser la maldad humana. Sólo me falta cometer un incesto". 

CONSAGRADO A SU ARTE 

Es un actor de la vieja guardia, estudioso, concienzudo y riguroso en cada trabajo que hace. Se ha formado en teatro, cine y televisión, y está a punto de cumplir 25 años de carrera artística. 

Nació en el barrio La Candelaria, de Bogotá, hace 46 años. Una vez probó la sociología e intentó con las finanzas, decidió que su vida estaba entre historias truculentas, personajes sicológicos y hasta el absurdo. "Uno de los primeros dramaturgos que conocí y que me fascinaron fue Samuel Beckett, quien está considerado el padre del teatro de la crueldad". 

Sostiene que prefiere hacer papeles dramáticos por que le parece bien sacar esa cara oculta y oscura del ser humano. "Es algo de lo que no se habla. Nos hemos deja do embelesar demasiado por el bien y nos quieren volver unos ángeles, pero resulta que cuando esos ángeles se ven desorientados, dejan salir ese rostro oscuro. Es fantástico poder mostrar esa parte y saber que está tan reprimida y que causa tanto daño".
Pero en su vida real, Hernán es un buen samaritano y un afortunado. Es padre de dos hijas: Laura, de i9 años, y Alejandra, de 9. La mayor quiere ser científica, y la menor, al parecer, heredó su vena artística, pues se inclina por la danza y la música. Cuando el actor no trabaja, está en casa dedicado al hogar y a los cuentos urbanos, que escribe en sus horas de soledad.

Tomado de la Revista TV y Novelas No 429, 29 de mayo de 2005



 

Hernán Méndez nació en Bogotá en el barrio La Candelaria el 28 de enero de 1959. Ingresó a la universidad a estudiar sociología y se retiró e intentó con las finanzas pero finalmente decidió que su vida estaba en la actuación. A los 20 años en 1979 empezó a prepararse con maestros como: Edgardo Román, Paco Barrero, Rubén Dipietro, entre otros, se ha formado en teatro, cine y televisión, carrera en la cual cumplirá 25 años de trabajo continuo.
 
A lo largo de su carrera ha interpretado diversos personajes, en teatro Hernán ha participado en el montaje de obras clásicas y contemporáneas de autores como: Moliere, Dostoievski, Tenesse Williams, Fernando Arrabal y Shakespeare. Ha sido dirigido por directores como Jorge Ali Triana, Pawel Noviski, Juan C Moyano, Fernando Paut, Hector Naranjo, Rubén Mendoza, Andy Baiz y Paco Barrero, entre otros.
 
En televisión ha participado en muchas producciones entre las que se destacan: Fuego verde, Caballos de fuego, La mujer doble, El último beso, Vida de mi vida, Pasiones secretas, Mesa para tres, Por qué diablos, Dora la celadora y Tiempos difíciles entre otras.
 
En la pantalla grande ha trabajado en Una afortunada, El alma del maíz de la directora Patricia Restrepo, La primera noche del director Luís Alberto Restrepo, La mujer del piso alto y Posición Viciada de Ricardo Coral, el cortometraje La cerca del director Rubén Mendoza, Buscando a Miguel de Juan Fisher, Satanás de Andi Baiz y recientemente en La milagrosa del director mexicano Rafa Lara, entre otros. Recientemente su presencia y apoyo a los nuevos realizadores en cortometrajes y trabajos universitarios ha sido bastante amplia.
 
En el largometraje La milagrosa, estrenado en cartelera nacional el 22 de agosto, Hernán interpreta a Chino Medina, un sanguinario jefe guerrillero quien entregó su vida a la lucha armada, el villano de la película, al que el actor logra imprimirle una faceta humana que es tan desconcertante como inesperada, llena de sorpresas y dualidades.
 
Del largometraje La milagrosa Hernán comenta:“es una mirada objetiva y respetuosa del conflicto colombiano. Usando el flagelo del secuestro como su punto de partida, la película revela un sinfín de elementos del conflicto incluyendo la situación que se vive al interior de las filas de la guerrilla, la brutalidad a la que son sometidos los campesinos y las causas de este conflicto tan absurdo que ha sumergido al país en una crisis hace más de cincuenta años”.
 
Sobre su personaje Chino Medina agrega: “fue un gran reto artístico, social, político y sobretodo, humano. Es un personaje muy complejo y no quería que se percibiera sólo como el malo de la película. Tiene muchos niveles y creo que logro demostrar que detrás de ese exterior duro y violento, hay una persona que realmente cree que la labor que lleva a cabo es por el bien del pueblo. El Chino Medina es alguien que ha entregado su vida a esta lucha y ha enfrentado mucha adversidad al hacerlo, pero no se arrepiente porque cree que tiene un fin noble y prefiere morir antes de aceptar que la realidad es otra”.

Texto gentilmente suministrado por Pantalla Colombia, 2008


 
Hernán Méndez Alonso, reconocido actor de cine, televisión y teatro, nació en Bogotá en el barrio La Candelaria el 28 de enero de 1959. En el año de 1973 regresó de Venezuela donde estuvo por cinco años y terminó su bachillerato en el colegio nocturno San Juan Bautista de La Salle de Bogotá. En la película colombiana Los colores de la montaña interpreta a Ernesto, un campesino de origen humilde que protege a su mujer y sus hijos, a la par que defiende su tierra.
 
En 1978, ingresó a la Universidad Nacional a estudiar sociología pero se retiró a los dos semestres “debido a las presiones políticas de los movimientos subversivos que se estaban expandiendo dentro de la misma” y después de negarse a participar en ellos, luego intentó con las finanzas, pero finalmente decidió que su vida estaba en la actuación. A los 20 años, en 1979, empezó a prepararse con maestros como Edgardo Román, Paco Barrero, Rubén Dipietro, entre otros, formándose en teatro, cine y televisión.
 
Luego de su frustrado paso por la universidad, Hernán, junto a un grupo de jóvenes, crearon un programa pedagógico empírico que buscaba detectar niños y niñas con dificultades académicas, afectivas y alimenticias. Para cerca de 150 niños que lograron reunir, hicieron el montaje de algunos sicodramas con temas inherentes a la realidad familiar y social como medio publicitario lo que les permitió, a la comunidad en general, enterarse de los beneficios que el programa les ofrecía entonces “despertándoseme de esta manera el placer por la actuación y encontrando una buena manera de aplicar lo comprendido en el campo sociológico”, según él mismo dice.
 
De allí decidió ingresar a la Escuela Distrital de Teatro de Bogotá en 1980, de donde, luego de cuatro semestres, ingresó a la ENAD (Escuela Nacional de Arte Dramático). En 1985, fue seleccionado junto con cuarenta actores más, para formar parte de la primera “Compañía Nacional de Teatro”, bajo la dirección   del maestro Paco Barrero, “a quien debo gran parte de mi formación actoral” afirma Hernán. Desde entonces a lo largo de su carrera ha interpretado diversos personajes. En teatro, Hernán ha participado en el montaje de obras clásicas y contemporáneas de autores como: Moliere, Dostoievski, Tenesse Williams, Fernando Arrabal y Shakespeare, destacándose Tito Andrónico, El jardín de los cerezos, y El arquitecto y el Emperador de Asiría.
 
En televisión ha participado en muchas producciones entre las que se destacan: Pasiones secretas (1991), La mujer doble (1991), N.N. (1991), Vida de mi vida (1991), El último beso (1993), protagonista de Caballos de fuego (1994), Fuego verde (1996), Tiempos difíciles (1997), Por qué diablos (1999), Pecados capitales (2003), Mesa para tres (2004), Dora la celadora (2004), El capo (2009), la serie de Televisión Española –TVE- Operación Jaque (2010), entre otros.
 
Ha sido dirigido por directores como Jorge Ali Triana, Pawel Noviski, Juan C Moyano, Fernando Paut, Héctor Naranjo, Rubén Mendoza, Andi Baiz y Paco Barrero, entre otros. Su incursión en el cine la hizo en la película Mediodía (1992) de Lisandro Duque. En el campo del cortometraje ha trabajado en numerosos proyectos de nuevos realizadores y trabajos universitarios, se destacan sus papeles protagónicos en el cortometraje colombiano seleccionado en el Festival de Cannes La cerca (2003) de Rubén Mendoza y en Xpectativa de Frank Benítez. En la pantalla grande ha hecho parte del reparto de las películas Una vida afortunada (1993) de Patrice Vivancos, La mujer del piso alto (1994) y Posición viciada (1997) de Ricardo Coral, El alma del maíz (1995) de Patricia Restrepo, La primera noche (2000), La pasión de Gabriel (2009) de Luís Alberto Restrepo, Buscando a Miguel (2007) de Juan Fisher, Satanás (2007) de Andi Baiz, La milagrosa (2008) del director mexicano Rafa Lara, Dr Alemán (2008) de Tom Schreiber, La sangre y la lluvia (2009) de Jorge Navas, Los colores de la montaña (2011) de Carlos César Arbeláez y Póker (2011) de Juan Sebastián Valencia.

Texto gentilmente suministrado por Pantalla Colombia, 2011.