Daniela Pinedo

Barranquilla, Atlantico

Modelos, Actores

Personaje

Ver sección completa  Ver sección completa


Daniela Pinedo

Modelo

 

 
A ColArte
 

Vea otras imágenes de Daniela Pinedo en ColArte

   
   

EN ITALIA

Daniela Pinedo estudia Artes gráficas en Medellín. Y acaba de obtener la visa italiana. Cuando esta revista esté en manos de los lectores Daniela estará compitiendo con otras 49 chicas por una corona, en una ciudad cercana a Venecia. Estará feliz.

Es el crepúsculo. Y rnientras llega la hora de partir Daniela y yo hablamos de un montón de cosas. De acon tecimientos y de personas. Incluida su abuela, de ella, una mujer de Bue nos hábitos y de buenos sentimientos, que le enseñó a rezar. Aunque Daniela casi nunca reza, y es una mujer tibia sin muchos fervores religiosos, recuerda con cariño esa abuela piadosa que aún vive en Santa Marta.

También hablamos del abuelo de ascendencia italiana (Calabria). Un comerciante que anduvo corriendo desde su base en Calarnar esos pueblos pintorescos del Caribe vendiendo cosas. Quien debió conocer la piragua de Guillermo Cubillos y a la Llorona de José Barros y a Francisco el Hombre, de lejos. ¿Vendiendo qué? Le pregunto. Pero ella no sabe. Sabe con remordimiento que jamás fue a Calamar y que la familia acabó viviendo en Barranquilla donde ella nació. El abuelo Paternostro y la abuela son dos Buenos recuerdos entre los recuerdos amables de su corta a intensa vida.

En Barranquilla creció junto a ellos. Allá estudió bachillerato. Después, viajó a Italia con el fin de aprender el idioma de sus ascendientes maternos.

¿Y dónde vivían en Barranquilla? Daniela hace esfuerzos por acordarse. La casa era por allá, dice, por los lados del Country Club. No sé explicarte el sector con precisión. Es un recuerdo vago en ella, por alguna razón esa casa en el barrio lleno de árboles que susurraban con las brisas del mar por las tardes mientras el viento les llenaba las hojas de arena y alborotaban de pájaros.

En el colegio era buena estudiante, sobre todo en matemáticas, afirma, sin que yo pregunte nada, tomando el mando de la entrevista de una vez por todas. Es impetuosa. Hubiera podido empezar una carrera técnica, dice, pero se decidió por las Artes gráficas que unen la sensibilidad y la técnica. El modelaje apareció en su vida temprano, a los 14 años apenas. Pero esta es una profesión pasajera, como se sabe. Y le importan esos cuatro semestres que le faltan para completar la carrera.

Tiene una ilusión: hacer una especialización en Italia. La Italia de Rafael y de Leonardo está hace años a la vanguardia en el diseño. Le digo. Y ella habla de las hermosas publicaciones italianas que ha visto. Le parece que tienen un sello de frescura que no tienen las alemanas, tan admirables también, por supuesto. ....

Tomado de la Revista Cromos No. 4658, 18 de junio de 2007
 
 
 


Daniela revelada

Daniela Pinedo nació en Barranquilla hace 23 años. Su madre es una mujer de negocios y vive en dicha ciudad, mientras que su padre es el orgulloso dueño de un restaurante en Ciudad de México. Daniela vivió toda su infancia y adolescencia en su ciudad natal, pero al terminar el colegio se fue un semestre a Italia, un país al que está ligada por su ascendencia materna y al que fue a estudiar el idioma.

A su regreso se fue a vivir a Medellín, para estudiar diseño gráfico y continuar con carrera de modelo que había inicia do desde los 15 años. Allí, se vinculó a la agencia InForma y su vida sobre las pasarelas y la exposición como modelo publicitaria se comenzaron a ampliar, al punto en que ya ha sido imagen de reconocidas marcas como Light Ya, Naf Naf, Libélula y los vestidos de baño de María Mónica Urbina, entre otras.

Pero su nombre, hasta el momento, no era conocido, sino que fue hasta el título de modelo revelación (hace poco más de un mes) que le puso la revista Cromos, en que Daniela empezó a labrarse su propia fama, a ser reconocida más allá de una participación en una campaña publicitaria. Lo que termina siendo un final y un inicio al tiempo, pues después de estar en el mundo de la moda durante años, ahora termina la etapa de ser una modelo más y comienza la de ser Daniela. Tal y como lo han hecho Norma Nivia, Claudia Lozano o Adriana Arboleda, que no solo se han convertido en las favoritas de los diseñadores, sino que el público las conoce y, sí, las sigue.

Daniela tiene lo necesario para llegar muy lejos, de eso no cabe duda. Según sus palabras, "la clave está en mantener una identidad, pero siendo polifacética". Y parece que la fórmula le funciona, pues últimamente su trabajo se ha multiplicado considerablemente. Pero ella, con sana ambición, quisiera llegar mucho más lejos, dice que le encantaría modelar para Armani o para Cavalli, dos pesos pesado en el mundo de la moda, pero sabe muy bien que todo llega en su momento.

Esta modelo sabe que su cuarto de hora acaba de comenzar y que debe aprovecharlo al máximo. Nosotros sabemos que lo hará y, sí, le apostamos ya no como una revelación, sino como la modelo que dominará las pasarelas en las próximas temporadas.

Tomado de la Revista Carrusel No.1436, 5 de octubre de 2007


 

 
 


El modelaje no estaba en la mente de esta barranquillera  y por cosas de la vida resultó desfilando a los 15 años para una amiga de su mamá. "Paola Dangond hizo un desfile de carteras en el Country Club de Barranquilla y desde ahí me quedó gustando este mundo".

Daniela se dio a conocer y muy pronto diseñadores como Francesca Miranda, Beatriz Camacho y Judy Hazbún pusieron sus ojos en ella.

Hace tres años se radicó en Medellín y las directoras de INforma Models, Margarita Gómez y Chacha Posada, la inscribieron en la agencia. "El modelaje se me presentó como algo personal y no lo rechacé. Me abrió puertas y gano un dinero extra que me sirve".

Daniela ha trabajado en campañas publicitarias y ha sido imagen de Raged, Naf Naf, Ruptura, vestidos de baño de María Mónica Urbina y la marca de ropa interior Ellipse de la que es imagen actualmente. También ha desfilado en Colombiamoda, Plataforma K, Bogotá Fashion y en pasarelas de Intermoda en Guadalajara (México).

Por su ascendencia italiana, este año fue escogida para participar en el concurso Miss Italia en el Mundo, donde quedó de tercera finalista.

Actualmente combina el modelaje con estudios de Diseño Gráfico, en La Colegiatura de Medellín, para evitar lo peor que, según ella, le puede ocurrir a un ser humano: pasar desapercibido.

Tomado de la Revista Cromos No. 4671, 17 de septiembre de 2007


 
 


 


   
  http://www.ellipselingerie.com/