Jairo Martinez

Cartagena, Bolivar

Presentadores (Relacionista de artista)

Personaje

 



Jairo Martínez

presentador, relacionista de artistas

 
A ColArte
 

 

   
   

¿Quién es Jairo Martínez?

Este cartagenero, cuyo rostro no era muy familiar antes de aparecer en televisión como jurado de Yo me llamo, se autodefine como relacionista de artistas y asegura que su virtud es saber exactamente cuál es la música que vende.

Hace 18 años una astróloga le dijo que conocería a una mujer con la que no se casaría, pero que le cambiaría la vida. Esa mujer era nadie menos que Shakira. Desde entonces, Jairo Martínez rige su vida de acuerdo con la astrologia. ¡Porque resultó siendo cierto!

Jairo vio a Shakira por primera vez en un restaurante, hablando con unos amigos, y no pudo quitarle los ojos de encima. Sin dudarlo, se acercó a ella y se presentó como relacionista de artistas. Ella no era nadie; él al menos ya había trabajado con Chayanne, Ricky Martin, Gilberto Santa Rosa y Angela Carrasco, a quienes había conocido años atrás en Miami, donde probaba suerte después de llegar a Pensacola, Florida, por un intercambio escolar.

Trabajó limpiando mesas y luego pasó a ser el anfitrión del reconocido Club Casablanca. Su facilidad para acercarse y hablar con los clientes le abrió las puertas de Sony Music, donde trabajó nueve años. Fue precisamente ahí donde tres semanas después de haber conocido a Shakira, organizó una reunión para que la barranquillera se sentara con Emilio Estefan Jr. Y fue Estefan quien en 1995 produjo ¿Dónde están los ladrones?, que vendió 10 millones de copias en el mundo. Una alianza exitosa que nació gracias a que Jairo sabe qué funciona y qué no en el mercado musical. "Sé exactamente cuál es la música que se vende. Puedes tener el mejor álbum pero si no lo sabes vender, es como si no existiera", asegura.

Es precisamente este argumento el que defiende cada noche mientras está sentado en la mesa de los jurados del programa Yo me llamo, del Canal Caracol. "Amparo se encarga de la parte histriónica, Luz Amparo de la técnica y yo de la parte comercial". Y aunque ya tenía experiencia frente a las cámaras con programas como Rumba y relajo para la cadena Telemundo, y como invitado especial del programa Showbiz, de CNN en español, asegura que trabajar en este reality ha sido una experiencia completamente nueva.

Ni siquiera sus cuatro años como representante a la Cámara por los colombianos en el exterior (de 2002 a 2006), fue tan desafiante como su más reciente trabajo, dice él. Lo curioso es que la candidatura a dicha curul empezó como una broma entre amigos, que lo inscribieron ante la Registraduría. Cuando revisó las posiciones, se dio cuenta de que iba en tercer lugar. La votación ganadora se la dio Cartagena, en total, sumó 9.127 votos. Y aunque asegura que la responsabilidad en la Cámara era grande, no se compara con tener que escoger al mejor imitador del país. "Es encontrar un balance entre dos talentos, cantar e imitar. No hay nada peor que acabarle el sueño a una persona, si pudiera haría un CD con todos y me los llevaría de gira por el país".

Para no perder el enfoque ni dejarse llevar por las emociones, este cartagenero sabe exactamente cómo distraerse. Una vez al mes invita a 100 parejas que hagan parte de sus contactos en Facebook y Twitter y ofrece una rumba en su casa de Cartagena, donde en medio del vallenato y la música electrónica, las canciones de Shakira no pueden faltar.

Tomado de la Revsita Cromos No.04820, 7 de octubre de 2011 


 
   

Los astros le mostraron el camino

Jurado de Yo me llamo, le cambió la vida desde que retornó a Colombia. Entre el esoterismo, el empresario y el mánager.

En menos de un año, su entorno cambió. Él, que había tratado de cerca a estrellas del continente, ahora se las volvía a encontrar pero como ‘copias’: disfrutaba del show del Marc Anthony santandereano, criticaba el vestuario del Niño Bravo paisa, le gustaba el swing del Héctor Lavoe vallecaucano y elogiaba la voz de la Celia Cruz bogotana.

Este es solamente uno de los contrastes que el reality Yo me llamo creó en la vida de Jairo Martínez, uno de los jurados del concurso.

En Miami presentaba un programa de entretenimiento en el Canal CNN y también se dedicaba al manejo de artistas, entre ellos Shakira y Chayanne. Además, era productor de cantantes como Enrique Iglesias.

Pese a aparecer en la televisión internacional, su nombre no tenía mucha resonancia en Colombia. Por eso, casi no lo cree cuando lo llamaron del Canal Caracol. "Apenas tuve tiempo de empacar mis cosas y dejar a mi perrito ‘el Manchas’ con mi nana Petra, en Cartagena", cuenta.

Vive en un apartamento pequeño, sin amueblar, donde se siente feliz. "Es un sitio que tiene las tres ‘b’: bueno, bonito y buen precio, para no decir barato. Además, tiene algo fundamental para mí: es caliente".

El esotérico

En Bogotá no tiene ninguna obra de arte como en su apartamento de Miami, pero sí velas de distintos colores que utiliza según la ocasión. "Soy muy esotérico, pero le rezo mucho a Dios. Tengo una vela roja para el amor, otra rosada para el sexo, las amarillas para el dinero, entre otras".

Jairo también ha confesado que muchas de sus decisiones las toma de acuerdo con sus guías espirituales de cabecera. Es un creyente de las cartas astrales y suele acudir a ellas. "Definitivamente, soy totalmente esotérico. Incluso, todo esto que estoy viviendo ya sabía que me iba a suceder, porque así me lo habían adelantado mis guías", enfatiza.

El negociante

Aunque Jairo estuvo rodeado de celebridades, ahora el famoso es él. En la calle lo reconocen y felicitan por sus comentarios, y sus seguidores piden tomarse fotos junto a él.

Pero esa misma gente también suele preguntarle por sus gafas y relojes.

"Me preguntan dónde consiguen los relojes o en qué lugar pueden comprar gafas como las mías. Por eso, entre mis planes está sacar una línea de estos accesorios, con diseños míos exclusivos", puntualiza.

Pero el giro que le ha dado la vida va más allá: también piensa abrir un restaurante de comida mexicana con música en vivo de ese país.

Y como el que es no deja de ser, él mantiene su función como representante de artistas, pero ahora quiere trabajar con ellos desde el comienzo. Entre los músicos que ya tiene en su portafolio se encuentran Juan David López, Sara Blue, Diego Ramírez y Andrea García. "Es muy diferente trabajar con artistas curtidos como Gloria Estefan que hacerlo con personas que apenas empiezan a recorrer el camino", anota.

Tomado de la Revista TV y Novelas No. 612, 31 de marzo de 2012