Jorge Enrique Grosso

Sogamoso, Boyaca

Pintores, Caricaturistas

Figura

 

Jorge Enrique Grosso

pintor

 
 
Sogamoso, 1957

ESTUDIOS DE ARTE 

1986 Maestro en Bellas Artes, especialización en Pintura, Universidad Nacional.

EXPOSICIONES INDIVIDUALES 

1982 - "Dos nuevos humoristas", Facultad de Artes Universidad Nacional, Bogotá.

1985 - "Ex posición, mural", Egresados recientes, Museo de Arte, Bogotá.

1985 - "Cinco años de premios y de apremios", Museo de Arte Contemporáneo, Bogotá.

1987 - "Exposición de humor grosso", Centro de Convenciones Gonzalo Jiménez de
Quesada, Bogotá.

EXPOSICIONES COLECTIVAS

1981 - "Exposición Taller de humor", Museo de Arte Universidad Nacional, Bogotá.

1985 - "El dibujo actual en Colombia, el Dibujo de Humor". Centro Colombo Americano, Bogotá.

1986 - "100 años de harte 100 dibujos de umor", Auditorio León de Greifi. Universidad Nacional, Bogotá.

1981-87 - "Salón Internacional de humor Piracicaba", Brasil.

1985 - Concurso Internacional de caricatura Yomiuri, Tokio.

DISTINCIONES

1981 - ler. Premio VIII Salón Internacional de Humor, Piracicaba, Brasil.

1983 - Premio "Cita tion", V Concurso Internacional de Caricaturas, Yomiuri, Tokio.

1983-85 - Menciones de honor Salón Cano, Museo de Arte Universidad Nacional, Bogotá.

1985 - Premio de diseño y humor, Salón de la Creatividad, Auditorio León de Greifi; Universidad Nacional, Bogotá.

1986 4o. Premio Salón Internacional de la caricatura, Montreal.

Tomado del Libro XXXI Salón Anual de Artistas Colombianos, Medellín, 1987

horizontal rule


 


Record dibujado contra el reloj

El caricaturista colombiano Jorge Grosso dibujó y publicó un libro con 107 caricaturas en 10 horas, nuevo récord mundial en el marco de la Feria del Libro de Bogotá.

Desde las 10 de la mañana y durante todo un día, Grosso dio vuelo a su imaginación en el segundo piso del pabellón seis de la feria. Los temas en los que se basó fueron propuestos por un grupo de 100 personas del Club C Fiel de Corferias y otros visitantes.

El dibujante sólo exigió que los temas no fueran política sexo ni guerra. Frente a este condición, las ideas más sugeridas fueron la paz, las mascotas, la familia, el amor, la maternidad y lo ambiental, entre otras. "La gente es muy afín con los temas que más influencian su forma de vivir. Lo que querían era ver proyectados, en una caricatura, sus pensamientos", aseguró Grosso.

"Unas niñas se acercaron y me dijeron que querían dibujar, yo les pasé las acuarelas y ellas dibujaron algunos rayones. Yo sólo les agregué las frases Qué maravillas las que nos muestran los niños. Así cumplí mi sueño: estar en el dibujo de una niña", dijo el caricaturista.

Al final, los dibujos fueron escaneados y se publicó el libro Récord mundial de caricatura, un libro en un día. El libro, impreso en papel reciclado, contó con un prólogo de Daniel Samper Pizano, quien lo escribió en la mitad del tiempo que toma hacer una de las caricaturas. Samper calculó que, por cada dibujo, un artista tarda 15 minutos; entonces, escribió su prólogo en siete minutos y medio, imponiendo así "un récord personal".

El escritor Juan Esteban Constaín escribió el epílogo y Grosso logró su objetivo de publicar, tras la jornada, 5.000 ejemplares, que puso en venta al instante por un valor de 10.000 pesos. "Al final, me preguntaron qué sentía y dibujé a un hombre con la mente en blanco, me sentí vacío, con mi imaginación agotada".

Tomado del periódico El Tiempo, 24 de agosto de 2010