Hernan Diaz

Ibague, Tolima

Fotografos (Retrato, arquitectura, paisaje urbano)

Figura Humana, Figura

 

HERNÁN DÍAZ

fotógrafo

critica
 

Vea otras imágenes de Hernán Díaz en ColArte

   

Ibagué, 1931 / 2009

Hernán Díaz fue el primer fotógrafo colombiano que participó en una exposición de arte. Antes de él, la fotografía era vista como un medio para registrar el acontecer histórico; sin embargo, con sus imágenes Díaz llevó la fotografía a un nuevo nivel, cuestionando lo que entendíamos por arte. La obra de Díaz marcó así un punto de quiebre en la fotografía del país. No solo fue uno de los fotógrafos más prolíficos de la segunda mitad del siglo XX, sino que posicionó la fotografía a nivel artístico en el panorama colombiano. (Santiago Rueda, 2015)

ESTUDIOS

1954 - Photographers School

1960 - Trabaja para la revista internacional Life, New York

Publica sus trabajos en Christien Science Monitor, Boston.

1973 - Funda el Taller de la Fotografía, Santafé de Bogotá.

1963 - Publica numerosos libros y aparecen sus fotografías en las más importantes publicaciones y revistas del mundo.

EXPOSICIONES INDIVIDUALES

1957 - Publica sus primeras fotografías en periódicos y revistas de Colombia.

1966 - Galería Colseguros, Santafé de Bogotá.

1971 - Colección permanente. Embajadas de Colombia y de Madrid; Colombian Center, New York.

1974 - Mi cámara en el laberinto. Retrospectiva. Museo de Arte Moderno, Santafé de Bogotá.

1976 - Nueva York, una ciudad. Centro Colombo Americano, Santafé de Bogotá.

1982 - Collage y Assamblage. Taller de la Fotografía, Santafé de Bogotá.

1994 - Documentos de identidad.

Exposición itinerante por todo el mundo.

EXPOSICIONES COLECTIVAS

1972 - 2 5 aniversario de la American Society of Magazine Photographers, Modern Art Gallery. Museo Huntington Hartford, New York

1977 - Bienal de Venecia

1994 - XXXV Salón Nacional de Artistas, Corferias, Santafé de Bogotá.

DISTINCIONES

1968 - Premio Nacional Federico Hecht

1980 - Primer Premio, Concurso Nacional de Arte-Cartel, Caracas.

Tomado del Libro: XXXV Salón Nacional de Artistas
Camilo Umańa Caro  - Litografía Arco

horizontal rule

Mi Cámara en Cartagena

Dice Walton en El perfecto pescador de cańa que jamás hizo Dios recreo más
tranquilo, sosegado e inocente que la pesca a la cańa; y en otro aparte ańade que la pesca es algo así como la poesía: hay que nacer poeta.

Me agrada pensar que la fotografía es algo así como la pesca.

Caminar sin cámara por Cartagena produce la misma tortura del pescador sin cańa que percibe en los círculos del agua los lomos de las truchas.

He aquí una ciudad afortunada. Fue construida para la guerra en una bahía azul del Mar Caribe. La amurallaron para defender de unos piratas los tesoros de otros piratas y nunca imaginaron que esa muralla encerraría una gente maravillosa que canta
por las calles. Que preservaría para siempre el portento de una arquitectura de plazas y templos. Es increíble la armonía que puede darse alguna veces entre las creaciones del hombre y la naturaleza. El caso está en percibirla.

Por eso adivino la sensación de los turistas descalzos que abandonan el mar cualquier sábado por la tarde y se pierden en la ciudad sin automóviles a fotografiar la luz que ronda en sus balcones o la que se detiene en los portones como pidiendo entrada.

He pasado por los mismos lugares cientos de veces y me habré escondido en los mismos zaguanes para acechar imágenes. He fotografiado noches de luna, madrugadas rosadas y atardeceres que tocan todos los registros del púrpura. Conozco la flora y fauna de los patios y el territorio de las azoteas.

Este idilio entre mi cámara y Cartagena ha sido paciente y solitario. Comenzó hace treinta ańos. Había descubierto la fotografía y me compré una cámara Leica de la cual nunca me he separado. La siento tan cómoda en mis manos... no pesa más que una cańa de pescar y se ha vuelto una parte de mí, como una extensión de los ojos. Es la herramienta que me explica el mundo que me rodea y fotografío por el solo placer de ver cómo son las cosas cuando se fotografían. Procuro que mis fotos sean amables y personales. Las tomo para compartirlas con alguien. No conllevan mensajes y, sobre todo, no pretenden ser obras de arte.

Tomado de la Revista Diners No.211, octubre de 1987

horizontal rule