Valle del Cauca Departamento

Valle

Ciudades y sitios

Paisaje, Construcción

 

Artistas del Valle

Artistas de Cali

Reinas del Valle

Museos del Valle

Museos de Cali

 

 
   
  Vea también Buga: El milagro del río Guadalajara, por Catalina Holguin jaramillo El Tiempo, 2014

 

Se encuentra ubicado al suroccidente del pals con una altura de 1.000 m.s.n.m. y está bańado en el occidente por las aguas del océano Pacífico, donde se encuentra el puerto más importante de Colombia: Buenaventura. El Valle del Cauca se distancia de la capital del país por 484 km y es considerado uno de los departamentos con más desarrollo económico del territorio colombiano. La región es rodeada por las cordilleras Central y Occidental y posee uno de los ríos más largos y caudalosos de Colombia: el río Cauca. 

LUGARES PARA VISITAR

Palmira. Su relevancia histórica y religiosa se ve re presentada en iglesias como la Santísima Trinidad y la catedral de Nuestra Seńora del Rosario del Palmar, y en lugares como la Estación del Ferrocarril, consideradas joyas arquitectónicas del departamento. La Plaza Central, rodeada por numerosas palmeras puede ser el punto de inicio de un paseo en una de las victorias, bajo el agradable clima palmireńo. El gran número de ingenios azucareros le entregan un aroma a cańadulzal, perceptible en todos sus rincones. Visite el Museo Nacional de Transporte, cerca al aeropuerto Palmaseca, que alberga en su hangar vehículos antiguos, aviones, motos y una enorme maqueta que representa una ciudad de trenes con aeropuertos, estaciones y fábricas.  Otro lugar para visitar en el corregimiento de La Buitrera, es la Reserva Natural Nirvana, cuyo propósito es conservar especies animales y vegetales en medio de un entorno de senderos por entre plantas y fuentes de agua. Se destaca el comino crespo, una de las maderas más finas del mundo y con la cual se tallan hermosas mesas, candelabros, cuadros y lámparas. I

Buenaventura. Situado a 128 km de Cah, es el puerto más importante de Colombia sobre el Pacífico. En el casco urbano, además de encontrar lugares comercia les, apreciará la linda iglesia catedral Buenaventura, la Estación del Ferrocarril, el Hotel Estación y el Edificio Palacio Nacional, así como modernas edificaciones entre las que se destacan el edificio de la DIAN y el parque Néstor Urbano Tenorio, que se caracteriza por su faro en el que se observa el magnífico atardecer. A 55 minutos de Buenaventura, visite las playas de Juan Chaco y Ladrilleros, dos lugares de exóticos atractivos y de hermosas playas con grandes bordes de arena. Entre julio y septiembre la observación de enormes ballenas que visitan las aguas del Pacífico es uno de los planes más recomendados. Por otro lado, un buen plan es el recorrido por las costas del corregimiento de La Bocana a 20 minutos del muelle, donde pasará por Pinagua Grande y Piangüita, dos pequeńas pero exuberantes playas.

Cartago. Conocida como La ciudad del sol más alegre de Colombia, y famosa por sus admirables bordados. Congrega en sus alrededores construcciones de arquitectura colonial características de los siglos XVI y XVII, que lo convierten en uno de los municipios más importantes a nivel histórico en Colombia. Iglesias como la de Santa Ana, San Francisco, San Jorge, Guadalupe, catedral de Nuestra Seńora del Carmen y la capilla San jerónimo, construcciones representativas de la colonización antioqueńa que tuvo esta tierra, son visitadas por miles de devotos. En un recorrido por la ciudad es posible admirar la Casa del Virrey nombrado monumento nacional por su belleza arquitectónica, el Centro de Historia de Cartago, el parque La Isleta y el Centro Histórico Casa de la Cultura. El ecoturismo también hace parte de los atractivos de la región, y logrará disfrutarlo por medio de un recorrido en lancha desde las Piedras de Moler hacia Barbas o con una cabalgata que parte desde Cartago, pasa por las Piedras de Moler y llega al río La Vieja.

Tulua. Lugares como el lago Chillicote, el Museo de Arte Vial Bernal Esquivel y el Parque de la Guadua son sitios característicos de esta pequeńa ciudad. Visite el Jardín Botánico Juan María Céspedes, un espacio de áreas naturales en las cuales se realizan actividades didácticas y de investigación, que contribuyen a la conservación de las distintas clases de plantas que existen, por ejemplo las medicinales, las cosméticas y las ornamentales, entre otras.

Sevilla. Su agradable ambiente cafetero convierte a este municipio en una excelente opción de ecoturismo. Los preciosos cultivos de heliconias y las grandes extensiones de tierra que se dividen entre Quindío y Valle del Cauca, posicionan al municipio como uno de los mejores territorios para disfrutar de un buen periodo de vacaciones. Se destaca la iglesia San Luis Gonzaga, además de las festividades culturales entre las que se encuentra el Festival de Jazz.

Guadalajara de Buga. Conocida como la Ciudad Seńora, Buga se identifica por su arquitectura colonial v religiosa conservada desde 1555, ańo en el que fue fundada, por lo cual es una de las ciudades más antiguas de Colombia. Su rnayor atractivo es, sin duda, la basílica del Seńor de Los Milagros, que recibe cerca de dos millones de personas al ańo gracias a la fe que profesan los devotos. Otros templos de igual relevancia, como la catedral de San Pedro y San Francisco, merecen un recorrido pausado y detallado. Muy cerca de esta ciudad, podrá visitar la laguna de Sonso, donde se observan diferentes especies de aves migratorias que se reúnen en los alrededores v se pueden apreciar desde to alto de las dos torres de madera que hay a las orillas de la laguna.

Roldanillo. Su principal atractivo es el Museo Rayo, que alberga más de 2000 oleos elaborados por el pintor Omar Rayo y por otros importantes artistas de Latinoamérica. En este agradable municipio podrá observar paisajes de cadenas montańosas, que protegen con su inmensidad la belleza de Roldanillo y que son espacio para la práctica del parapente. La Ermita es la capilla más importante del municipio. ya que conserva 400 ańos de historia. Otras capillas como la de Nuestra Seńora de Chiquinquirá, la de Santa Rita y la parroquia de Roldanillo, son importantes centros religiosos de la ciudad.

El Cerrito. En este municipio se reúnen importantes ingenios azucareros y es paso obligado para visitar el corregimiento de Santa Helena, la hacienda Piedechinche, la hacienda El Paraíso v el Territorio Paraíso.

La Unión. Sus paisajes están llenos de vida gracias los vińedos que le dan color a sus entornos naturales, y que sitúan a la región como la principal productora vinícola del país; allí se encuentra la sede principal de Casa Grajales, importante planta de fabricación de vino de la región a incluso del país. El pandebono y el pandeyuca, acompańados por el trabuco, una bebida hecha a base de leche, yema de huevo, maizena, canela, y ron, son la especialidad culinaria de la región. No deje de visitar la Casa Municipal y el Santuario de Nuestra Seńora de Las Lajas en la Ermita, construcciones del siglo XVIII que simbolizan sus más de 400 ańos de historia.

Hacienda El Paraíso. La Hacienda El Paraíso, lugar de la infinita historia de amor creada por el genio literario Jorge Isaacs, fue construida en 1828 y sirvió de contexto a la historia autobiográfica del autor. La casa se caracteriza por sus espacios abiertos, habitaciones de gran tamańo y el mobiliario en general de aquella época. La Casa de la Sierra, como se le conocía anteriormente, fue declarada Monumento Nacional el 30 de diciembre de 1959 y ha pasado por un proceso de restauración en tres oportunidades

Museo de la Cańa de Azúcar - Hacienda Piedechinche. Las antiguas tierras del Ingenio Providencia fueron destinadas para establecer el Museo de la Cańa de Azúcar que expone todo el proceso de elaboración del azúcar, a partir de la cańa. El museo hace parte de la Hacienda Piedechinche, nombre derivado de los indígenas Chinches, que habitaron la cordillera occidental. La casona ilustra la vida del siglo XVlll y en el recorrido por los alrededores, se exponen 21 ranchos típicos de diversas regiones del pals, con trapiches para el procesamiento de la cańa.

Calima El Darién. Recoge en sus alrededores la historia indígena de las culturas calima, ilama y yotoco, las cuales habitaron esta región, donde podrá hallar interesantes muestras arqueológicas. Admire la represa Calima, famosa por la práctica de deportes náuticos y porque allí confluyen veloces vientos provenientes del Pacífico.

Ginebra. Famoso por el Festival de Música Andina, Mono Núńez, que congrega a los mejores compositores y cantantes de la música de cuerda de Colombia y el exterior. Visite la hacienda La Esmeralda, de la época republicana, el Puente de Piedra y la iglesia Nuestra Seńora del Rosario.

Ricaurte-Bolívar. Ubicado a 161 km de Cali, es uno de los destinos más visitados del Valle del Cauca, por su famoso santuario del Divino Ecce Homo, que conserva la imagen de Jesús grabada en una batea de madera. Dicha imagen, con sus hermosos ojos de expresiva mirada, atrae la atención de los peregrinos. Estos municipios ofrecen hermosas reservas naturales como el logo Primavera, la Madrevieja del Guare y la represa Sara-Brut.

Florida. Sus haciendas evocan con su arquitectura la época colonial, razón por la cual algunas como La Aurora y El Rey han sido nombradas patrimonio histórico. En el páramo Las Tinajas visite las lagunas de la Fe, Esperanza y Caridad. En el municipio encontrará hoteles y restaurantes.

Malpelo. Declarado por la Unesco en el ańo 2006 como patrimonio natural de la humanidad, este santuario de fauna y flora se localiza en el océano Pacífico a 506 km de Buenaventura.

Parque Nacional Natural Las Hermosas. Con 125.000 hectáreas distribuidas en los departamentos de Valle y Tolima, este parque es de suma importancia por los recursos hídricos que se manifiestan en más de 500 lagunas de origen glaciar, que dan vida a varias fuentes de agua que desembocan en las cuencas de los ríos Magdalena y Cauca. Los ecosistemas de bosques altos andinos, subpáramo y páramo, otorgan un clima templado y frío en su parte más alta a 4200 mt. Sobresalen sitios naturales como el bosque de palma de cera, el cańón de Las Hermosas, el páramo El Rocío y Las Estrellas.

Parque Nacional Natural Los Faraliones de Cali. Creado en 1968, sus más de 200.000 hectáreas se componen de selva húmeda, bosque tropical, bosque de niebla y páramo. Especies de fauna como murciélagos, pumas, tigrillos, zorros y osos de anteojos habitan esta reserva de la cordillera Occidental. Las aves tienen gran presencia en el área, destacándose el gallito de roca y la traúpida especie endémica de la zona.

ARTESANÍAS

En el departamento son muy comunes las tallas en madera representativos de las costumbres de cada región, también, objetos como manillas, collares y ropa de todo tipo con estampados a mano, es posible adquirirlos en todos los municipios del Valle del Cauca. Los bordados hechos en Cartago, son reconocidos a nivel internacional por el exclusivo trabajo plasmado en manteles, blusas, individuales y vestidos. Materiales como el bambú, el fique, la cerámica y la cáscara de coco son materia prima para la realización de hebillas, correas, zapatos y bolsos, que son representativos de la cultura indígena calima, que en tiempos pasados habitaron las tierras vallecaucanas. En Cali, un sitio histórico para adquirir esta clase de objetos es la Loma de la Cruz, ubicada en la calle 5 con carrera 14, donde se reúnen gran cantidad de artesanos que exponen permanentemente sus trabajos elaborados a mano. Otros lugares donde encontrará lindas artesanías en Cali

GASTRONOMÍA DEL VALLE DEL CAUCA

Las tostadas de plátano verde con hogao, el arroz atollado, el sancocho de ga llina, la sopa de tortilla y los aborrajados, son las especialidades gastronómicas del Valle del Cauca y se pueden degustar en casi todos sus municipios. Los puede acompańar con bebidas como el champús y la lulada, o con un delicioso raspado con frutas llamado cholado. Los dulces, como las cocadas y el manjar blanco, también son una delicia gastronómica del departamento. En cualquier esquina de un municipio del Valle del Cauca, podrá encontrar el tradicional chontaduro o mango biche, de increíble sabor.

Tomado del libro Guía de Rutas por Colombia, Puntos Suspensivos Editores, 2007



 


Ginebra se viste de música

En el primer puente festivo de junio el destino es Ginebra, Valle. Para llegar no necesita mapa ni brújula, los acordes de música colombiana y el aroma del sancocho de gallina lo llevan a la tierra del Festival `Mono Núńez que llega a sus 33 ańos, mejor que nunca.

Todo está listo para recibir a los visitantes que se le apunten a disfrutar del más típico turismo colombiano, con paseo de olla incluido.

En las casas, las familias empezaron a cambiar tendidos, a lavar paredes y a arreglarlo todo para convertirse desde mańana en una verdadera cadena de estancias abierta a los turistas.

Los dos hostales con 30 habitaciones disponibles (Copacabana y Teresa) no dan abasto para los miles de visitantes que, atraídos por los aires de bambucos, pasillos y guabinas, disfrutan durante tres días de las eliminatorias y la final del Festival de Música Andina, que en el 2007 tendrá 28 participantes en las modalidades instrumental y vocal.

En total 75 casas hacen parte de la guía, coordinada por la Fundación Promúsica Nacional de Ginebra (Funmúsica), a donde podrán llegar con total confianza. Algunas viviendas se alquilan totalmente y otras arriendan habitaciones. Las tarifas oscilan entre 27 y 35 mil pesos por noche por persona.

Las notas musicales de bandolas, zampońas y requintos son la excusa perfecta para disfrutar la mejor guía del gourmet ginebrino y para ello están disponibles 30 restaurantes dispersos por carreteras y adaptados en hermosas haciendas coloniales.

La especialidad es sin lugar a dudas el sancocho de gallina, cocinado en fogón de leńa. Pero la carta la complementan otras variedades como el arroz atollado, las tostadas de plátano y el manjar blanco.

Una casa para visitar

La Portada de Belén, la hacienda donde vivió Benigno `Mono Núńez, fundador del certamen, fue uno de los restaurantes más visitados y casi un museo en su honor. A tres kilómetros de la cabecera municipal, ahora sus puertas solo se abren para quienes quieran conocer la historia del maestro.

María Teresa Núńez, hija del artista, dice que no falta quienes quieren ver los instrumentos musicales a los que su padre les dio un valor incalculable, sus libros y objetos personales.

Es un lugar bello donde persiste el ambiente del siglo XIX del hogar materno de Julia Lince Tenorio, quien luego contrajo nupcias con el maestro Núńez y tuvo seis hijos. El ingreso es gratuito antes de las 6 de la tarde.

En las afueras de la cabecera las actividades son innumerables. Los sitios para visitar son Puente Piedra, la iglesia Nuestra Seńora del Rosario y la Hacienda la Esmeralda, casa del período Republicano.

Además, hay recorridos por los cultivos de uva Isabella en las haciendas que circundan este pequeńo poblado de 20.000 habitantes.

A minutos del casco urbano, los balnearios a orillas del río Guabas le permiten al turista fundirse con la naturaleza. Una de las bellezas naturales es Puente Piedra, esculpido delicadamente por una `mano divina sobre este afluente de aguas cristalinas.

No es lo único. Este destino agroturístico por excelencia tiene en su parte más alta toda una cadena de `truchicultores, que además de cumplir los sueńos de los pescadores deportivos ofrecen alojamiento.

Tomado del periódico El Tiempo, 7 de junio de 2007